EL MACHISMO continuación

SIGUE MACHISMO

—Sí, claro, me explicaré: a ver, si los dos vivís en el mismo piso, trabajando ambos fuera de casa, en vuestro hogar tenéis las mismas obligaciones, sin distinción.

—¿Cómo? — salta Juan.

—¡Déjale acabar, hombre! —le dice Teresa.

—Si me dejas os lo diré, sino…

—Sí, sí, por favor; anda, Juan, siéntate, no seas borde como siempre—insiste Teresa.

—Es muy sencillo, las responsabilidades del mantenimiento de vuestra casa son cosa de los dos, por un igual.

SEGUIRÁ

SSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSS

Publicado por ramonmontanyàimaluquer

Nacido en Madrid, 1947. Doctor en Filosofía y Letras, arqueólogo y escritor. Jubilado, ha ejercido de profesor en la UNED y es catedrático de secundaria. Actualmente vive en Ponts.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: